Buscar
  • AmiChile

Efectos de la pandemia en la alimentación: Aseguran que “el problema es el acceso a los productos"

Tanto la FAO como la CEPAL han sostenido reuniones con los ministros de Agricultura de América Latina.


Según la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO, por su sigla en inglés), cerca de un millón de chilenos estarán, tras la pandemia del Covid-19, en la condición de inseguridad alimentaria, es decir, no tendrán los medios económicos para comprar alimentos esenciales para sobrevivir.


Esa dramática conclusión la dio a conocer el ministro de Agricultura, Antonio Walker a los integrantes de la Comisión de Agricultura del Senado en su última sesión. El secretario de Estado reconoció que “es un hecho que la cesantía hará que muchas personas no tengan los recursos para alimentarse”.


La autoridad detalló que tanto la FAO como la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL) han sostenido reuniones con los ministros de Agricultura de América Latina. “A finales del 2020, que es cuando se avizora que termine la crisis sanitaria, 85 millones de personas no tendrán con qué alimentarse, de ellos 74 millones serán de América y los países del Caribe serán los más afectados”, comentó.


“En el caso de Chile, hoy hay 600 mil personas con inseguridad alimentaria y lamentamos que tras la pandemia lleguemos a un millón. Es una pena porque esto no será por falta de producción, hay suficientes alimentos en el país (lo que se produce acá y lo que se importa), no hay peligro de desabastecimiento, pero sí hay que reconocer que el acceso será el problema. Las personas no tendrán dinero para comprar”, confesó Walker.


Continuó manifestando que “como Gobierno sabemos que eso viene, y en esa línea se han entregado las cajas de alimentos a 2,5 millones de familias, faltan 1,5 millones en regiones, se han dispuesto 1,6 millones de cajas para escolares de la Junta Nacional de Auxilio Escolar y Becas (Junaeb). Esto se suma el bono Covid-19, el nuevo Ingreso Familiar de Emergencia (IFE) y la reactivación de la economía a través de los créditos Fogape. Para los agricultores hemos impulsado la prórroga del vencimiento de los pagos de los créditos Indap y su renegociación. Todo eso sirve pero sabemos que no será suficiente”.


Desde lo técnico, Walker explicó que “una cosa es la disponibilidad de alimentos, es decir, su cantidad, la oferta del mercado; y otra se relaciona con el acceso, ahí va la logística (producción, transporte, comercialización), el contar con precios estables y competitivos, y que las personas puedan comprar esos productos. Nosotros hemos puesto el acento en potenciar la producción interna principalmente de la agricultura familiar campesina que representa un 93% del sector, y en la importación de trigo, maíz, arroz, carne y legumbres que son nuestras grandes bajas productivas”.


Ferias libres


En cuanto a las medidas de higiene para evitar el contagio del Covid-19, la autoridad comentó que “tenemos 150 ferias libres en el país que le dan trabajo a 350 mil personas. Ellas surten al 70% de la población porque venden a la mitad de los precios de los supermercados. Como la importancia de este sector es tan grande, hemos apoyado como ministerio en las medidas de higiene porque se trata de un negocio que se da cara a cara”.


“El caso de los supermercados es distinto porque ese comercio sí tiene las herramientas para filtrar a sus compradores. En la feria asisten muchas personas  y es más difícil evitar el contacto entre los caseros y los locatarios”, remató.


Fuente: Aqua

0 vistas

AmiChile 

Asociación de Mitilicultores de Chile

Blanco 324 Of. 501  Castro. Chiloé

Fono : 65 2630071